Urbanismo abre expediente a una zona de acampada en Silva (Telde) y sus promotores dicen que poseen permisos para la actividad

El camping de caravanas se inauguró el 8 de septiembre en unos antiguos terrenos de cultivo

El Ayuntamiento de Telde ha abierto expediente de disciplina urbanística a la zona de acampada ubicada en terrenos del Barranco de Silva por el Club de Camping y Caravaning Gran Canaria por carecer de licencias para movimiento de tierras y de apertura para la actividad que se viene desarrollando en antiguas tierras de cultivo desde principios de septiembre. Sin embargo, Juan Manuel González, presidente del club, asegura que cuenta con todos los permisos necesarios.

Los movimientos de tierra comenzaron en la zona a mediados de julio y durante su desarrollo hubo un accidente del que TELDEACTUALIDAD dio cuenta a sus lectores. El allanado de las antiguas parcelas dedicadas al cultivo de plataneras motivó la primera intervención de Urbanismo, que precintó las obras, según consta en el portalón de acceso a la finca donde el 8 de septiembre se inauguró una zona de acampada gestionada por el Club de Camping y Caravaning Gran Canaria.

El presidente de este club privado, Juan Manuel González Lorenzo, en declaraciones a este diario digital que se ofrecen en formato audio, asegura que la zona de acampada para uso exclusivo de los socios, donde ahora mismo están instaladas 12 caravanas, cuenta con todos los permisos y apela a la “sensibilidad” del concejal de Urbanismo, José Antonio Perera, para que autorice el proyecto de camping que ha presentado en el Ayuntamiento, ya que generaría “riqueza y puestos de trabajo” en la zona.

González sostiene que la zona de acampada está en la periferia del precinto municipal de Disciplina Urbanística, del que dice que no ha tenido comunicación ni se da por afectado, toda vez que, en su opinión “la zona de acampada no registra ningún movimiento de tierras, sólo están instaladas las caravanas que pertenecen a los socios del club”.

El espacio que ocupa el club en el margen izquierdo del cauce del Barranco de Silva se inauguró el 8 de septiembre con una verbena y ofrece a sus socios, siempre según González, alumbrado y dos tipos de agua, pero el gran objetivo es “convertirse en un camping con baños químicos y duchas, así como otros servicios recreativos y lúdicos para niños y mayores”.

El presidente del citado club señala que en el proyecto que aportó a Política Territorial y al Ayuntamiento demuestra que la actividad que propone para la zona creará riqueza en los puntos limítrofes todos los fines de semana valorada en 12.000 euros, además de constituir “una oferta alternativa y complementaria de ocio y tiempo libre”.

González asegura que comprende la “preocupación” del concejal de Urbanismo, pero afirma que “está siendo presionado en una guerra sucia que sólo defiende intereses particulares”, de la cual se siente víctima.

Fuente original: TeldeActualidad.

Artículos relacionados:

  • No hay artículos relacionados

Deje un comentario